Novedades

Antes y después de una coqueta cocina Vintage

Cuando decidimos invertir en el que será nuestro hogar, el de nuestra familia, tenemos que pensar detenidamente, sopesar pros y contras, priorizar y, sobre todo, debemos tener visión y, en muchos casos, ver más allá de lo que a simple vista podemos tener en frente de nuestros ojos. Me entenderéis mejor con el ejemplo que hoy os traigo, el antes y después de una cocina. Antes de la reforma se trataba de una habitación triste, oscura y con una decoración y una combinación de colores nada agradecida, pero, gracias a la visión de sus nuevos propietarios, ahora podemos ver una cocina de inspiración vintage propia de revista.

Sus dueños cuentan que la mayoría de la obra la han llevado a cabo ellos mismos y con ayuda de sus familiares, está claro que son un matrimonio manitas, pero esto también nos indica que lograr un espacio encantador, con estilo y confortable no tiene porqué ir ligado a un gran desembolso económico, es cuestión de buscar el equilibrio entre lo que nos gusta, lo que es más práctico y lo que está al alance de nuestras posibilidades.

La importancia de los tonos claros para crear una atmósfera llena de luz

No es que en la decoración nórdica tengan una fijación especial por el blanco, es que los nórdicos, como funcionales que son, saben que un lienzo en blanco es un aporte extra de iluminación para cualquier estancia,  más en espacios en donde la luz natural no entra con facilidad, como es el caso de esta cocina, que como vemos, solo dispone de dos ventanas bastante estrechas al fondo.

Para crear sensación de amplitud se ha prescindido de gavetas y muebles en las paredes, y se ha colocado una tradicional mesa tocinera en el centro de cocina, a modo de isla y en torno a la cual girará la vida de esta cocina. Colores pastel como el mint, el rosa o el nude, combinados con la madera natural escogida para todo el frontal de la cocina, un mix de tonalidades suaves, agradables y que crean un ambiente muy hogareño. 

Los detalles vintage son los que marcan la diferencia y hacen de esta cocina un lugar único y especial

Las lámparas de techo,, la mesa del comedor y las sillas de madera y metal, el fregadero… Una cocina llena de vida a la que no le falta detalle. Me encanta el rinconcito creado para los peques de la casa, una mesita de madera con dos sillas para que tengan un sitio especial en donde hacer sus comidas, pintar o simplemente pasar el rato en compañía de sus papás.

Vía.

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Nombre:
E-mail: (No publicado)
Comentario: